martes, 9 de junio de 2015

Momento de película

Llevo unos días, quizás semanas, un tanto "felizmente descolocada" con esto de los premios, sin escribir sobre nada en concreto y, a la vez, escribiendo en general sobre todo lo que me ha ido llegando, pero hoy me alegra poder compartir algo distinto con l@s que me leéis, porque siento como que ya me conocéis un poco y se trata de una buenísima noticia.

Lo que hoy ha llegado a mi vida no suele suceder más que una vez en la vida de una persona, o quizás sí, pero a mí ya no creo que me vuelva a pasar.

Y es que esta misma mañana han venido al mundo dos bebés, M. y M., dos regalos de la vida para toda la familia y, en particular, para mi hermano y cuñada.

Ellos deseaban que hoy estuviéramos toda la familia en el hospital en el momento del nacimiento, pero lo que no se esperaban es que, si ellos (mi hermano y cuñada) ingresaban en el hospital a las 8,30 de la mañana (era una cesárea programada), a las 9,00 nosotros, el resto de familia, ya íbamos a estar allí. 
Eso sí, sin molestar antes de tiempo pues ya se sabe que esos momentos son delicados y requieren tranquilidad. 

Es por ello que hemos esperado en la cafetería un rato, en la sala de espera otro, y el último tramo en la habitación, cuando ya la había desalojado la futura e inminente mamá.

Lo que no alcanzábamos a sospechar mi hermana y yo es lo que pasaría después. Ha venido mi hermano corriendo (y sudando, el pobre) a por ropita para los bebés (se lo habían mandado las enfermeras), y él, ni idea de qué coger y qué llevar.

En seguida, nosotras dos, muy muy (tías) solícitas, nos hemos ofrecido a buscar las cosas y a acompañarle a una sala, junto al quirófano en la que él debía esperar (se suponia que solo).

Y...una vez allí.....pues ya que estáis....¿por qué no os quedáis conmigo a esperar que me traigan aquí a los niños? 

No hemos dado botes de alegría pero casi, cuando una médico muy simpática, a quien hemos pedido permiso, nos lo ha autorizado, mientras abuelos, tíos, etc. permanecían arriba en la habitación esperando a que llegara la mami ya con los dos recién nacidos.  Perdonad, no os he dicho que son mellizos, y son dos chicos.

Esa espera de nosotras dos con nuestro hermano (es diez años menor que nosotras y lo adoramos) ha sido un momentazo de esos que se quedan grabados a fuego en la mente, y ya ni os cuento cuando se ha abierto la puerta y la médico traía a un niño en cada brazo, nada de cunitas. 

No sabíamos si reir o llorar, y yo creo que hemos llorado y reído al mismo tiempo mientras nos "peleábamos" por arrebatarle los niños a la doctora. 
Y ya no me pongo a hablar de ellos porque, además de sentirme más vulnerable, no acabaría nunca.

Momento de película, con olor a vida, que inaugura una etapa muy feliz en la vida de una familia y que, creo, ningún otro acontecimiento de la vida puede igualar.
Las imágenes (con frases) de este post me las han regalado hoy (gracias P. y M., respectivamente)
y las fotos son mías, originales de mis dos nuevos tesoros, M. y M.



38 comentarios:

  1. ¡Hola preciosa! ¡Muchísimas felicidades por los dos pequeñines! Tiene que ser genial vivir ese momento! Como te envidio! Me encantan los niños *.*
    Ya nos iras contando cosas de los chiquitines :)

    ¡Besitos! Y disfruta de los nuevos miembros de la familia ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Ana! Sí, ha sido memorable, y seguro que algo más más contaré, no podré resistirme ;-)
      ¡Besos!

      Eliminar
  2. ¡Qué bien! Enhorabuena :) ¡Me alegro mucho! Momentazo de película sin duda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Holden. La verdad es que era para habernos grabado con una cámara oculta de la emoción que teníamos.Por supuesto, fotos tengo ya un montón ;-)
      Besos

      Eliminar
  3. Felicidaades guapísima ^^ ahora toca disfrutar de esos sobrinitos! Que guaay!
    Besitooss=)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Elizabeth! Dí que sí, hay que disfrutarlos que luego crecen y se nos "escapan".

      Besos

      Eliminar
  4. Muchìsimas felicidades. ¡Mellizos! Me derrito de ternura. Tal cual lo afirmas, no hay momento màs especial en la familia que la llegada de nuevos integrantes.

    Besitos a esos angelitos. Me puedo comer esas manitassss bellas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, qué graciosa eres Arethusa. Es inmensa la ternura que se siente. Además, uno es más peque que el otro, y todavía me inspira más. Lo veo tan chiquitín al angelito...

      Besos para ti también.

      Eliminar
  5. La niña de una de mis compis de trabajo nació ayer y estábamos todos ansiosos por verla. Me imagino que ni comparación con lo tuyo. Con mellizos te va a tocar ejercer de tía pero no me parece que vayas a quejarte. Muchas felicidades a toda la familia y dales todos los besos que quieras de mi parte a los recién llegados: Sol.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Sol! Siempre se tienen ganas de ver la carita de la criatura que ha de nacer, pero siendo dos, nos moríamos por ver si eran iguales o no.

      Aquí la tía, los distingue perfectamente (los abuelos se lían, digamos, un poquito).

      Y aciertas, no me quejo; ya llevo un bibe, un cambio de pañal ¿y besos? ni los he contado ;-)

      Un abrazo

      Eliminar
  6. Muchas felicidades Tita Chelo¡¡¡¡ Un besote muy fuerte y a disfrutar a los nenes¡¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Clara! La tita Chelo ya está loca por volver mañana a verlos.
      Hoy ha sido un día de mucho trasiego de gente.
      A ver si mañana no hay tantas manos (que no sean las mías) deseosas de cogerlos :-)
      Besos

      Eliminar
  7. Ayyyyy La Tita Chelo va a enloquecer!!
    Esas manitas....ayyyy me las como!!!!!!!!!
    Ahora empieza una etapa maravillosa, los niños quitan todas las penas, son un bálsamo. Enhorabuena a todos y muchísima salud.
    Besinosssssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Gema! Exactamente, es un etapa de mucha ilusión. En todas las casas debería haber un niño, por lo que dices de que quitan las penas.
      ¡Hasta pronto! estos días no tengo ni tiempo de visitar vuestros blogs, pero me gusta, al menos responder ;-)
      Besitos

      Eliminar
  8. Cuando me preguntan cuál es el mejor libro que he leído o la mejor película que he visto o la canción que más me ha gustado, me cuesta responder porque me parece difícil elegir. Sin embargo, cuando me preguntan cuál ha sido el momento más feliz de mi vida no dudo: el día que nació mi hija.
    Enhorabuena, Chelo. Disfruta de tus sobrinos y si tienes oportunidad de seguir su crecimiento de cerca no la desaproveches, es fascinante.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué bonito Kirke! Te creo, es un momento sin igual.

      Agradezco mucho tu felicitación, y sí, efectivamente tengo esa oportunidad que me dices, porque, además de llevarnos de maravilla, que es lo fundamental, estamos muy cerquita, tanto tanto como que vivimos en el mismo edficio...¡Ya me veo prestándoles "apoyo logístico" hasta con pijama y pantuflas! :-)
      ¡Besos!

      Eliminar
  9. ¡Muchísimas felicidades! :) Que se críen con salud y sean muy felices!!!

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Eva! Pues sí, son las dos cosas más importantes de esta vida.
      Con poco más de 24 horas que tienen, es lo que deseamos todos.
      ¡Besos! ya me pondré al día con vuestros posts :-)

      Eliminar
  10. Ñiaaa ¡felicidades! Que sepas que con dos meses ya empiezan a tirar de las orejas a los suricatos de su entorno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que lo digas, orejas, pelo, collares, lo que sea...esas manitas lo agarran todo, ¡para mí será una delicia!

      ¡Gracias por tu comentario!

      Eliminar
  11. Uoooh qué bonita vivencia!! y espero vivirla igual dentro de 4 meses :P ya que la mujer de mi hermano está embarazada y mi hermano tiene dos hermanas, yo y mi hermana!! también somos tres, pero el chico es el mayor y va a ser nuestro primer pequeñajo en la familia!!

    Ay...si es que los niños traen felicidad a la vida =)

    Un besico y a disfrutar mucho de los peques de la casa ;)
    www.upciencia.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lorena, que también te veo con ganas de ejercer de tía ;-)
      Y siendo el primero...no habrá bastane criatura para todos.

      Besos, y ¡gracias por escribir!

      Eliminar
  12. ¡Hola! Casi me pongo a llorar de la emoción y eso que ya he visto lo guapos que son y ya te he felicitado por esas preciosidades.
    Os imagino tal cual en el hospital.
    Ahora a disfrutarlos y yo también el ratito que me dejes. jj
    El verdadero regalos son ellos.
    Gracias por la parte que me ha tocado del post.
    Besos para todos !!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que tú juegas con ventaja porque nos conoces a todos...

      La verdad es que, mira si fue emocionante, que yo esa noche no dormí apenas. De verdad que son un regalito,y me pregunto ¿cómo se puede querer tanto a dos personitas que acabas de ver por primera vez?

      Gracias a ti por tu detalle, sabes que te lo agradezco mucho.

      Y algún paseíto con el "doble" carro nos daremos con permiso de su mami :-)

      Un abrazo

      Eliminar
  13. qué bonito lo que has escrito casi se me ponen los pelos de punta además hace no mucho tuve una experiencia muy parecida con el nacimiento de mi sobrina y pensaba cosas muy parecidas a las alas que nos han trasmitido aquí sabes que pensaba pues pensaba que estaba a punto de conocer a una de las personas más importantes de mi vida mi sobrinason cosas que a veces no pensar que no pensamos pero si te paras a pensar las te das cuenta que en el día a día conoces gente pero los sobrinos son los hijos son esos grandes desconocidos a los que un día vamos a conocer por fin además decimos algo muy bonito qué fue antes de que naciera mi sobrina hacerle un vídeo de presentación con cada uno de nosotros puesto que ella no nos conocía jaja me encantaría ver su cara cuando sea mayor besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Muchas gracias Natalia!! Es justo lo que le decía a mi querid@ "Anónimo" anterior, que no eres consciente de cuánto se puede querer a alguien que está por venir, y en mi caso que eran dos, me doy cuenta que no dividimos entre ellos el amor que les damos, ¡lo multiplicamos!

      Lo que dices del vídeo es una idea excelente, un recuerdo para siempre con el que seguro alucinará de mayor, realmente precioso, ¡muchas gracias por tu comentario!

      Besos, y feliz fin de semana.

      Eliminar
  14. Hola Chelo,
    dos enanos en la familia, que guay. Enhorabuena para ti y para toda tu familia. Ese momento en el hospital debió de ser la bomba y por supuesto algo así de emocionante nunca se olvida.
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Erika! Muchísimas gracias. Así fue, y de hecho aún estamos con la "resaca" del momento, porque tan sólo tienen 5 días.
      Como sé que sigues "convaleciente" de tu lesión, agradezco doblemente tu comenrario.
      Besos, y cuídate mucho

      Eliminar
  15. ¡Pero que tierno!
    Me ha encantado leer eso y saber que todo es felicidad con la llegada de los pequeños. Y como buenas tías a aflojaros el bolsillo jejeje
    Besos y muchas felicidades

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por tu comentario y tu felicitación! Sí, hay que ver cuánta felicidad traen a una familia.
      Mi hermano, justo hoy, decía que ya no concibe el hecho de entrar en casa y que no estuvieran los peques.
      Y lo del bolsillo, pues mira, "sarna con gusto no pica" ;-)
      Besos, Piruli

      Eliminar
  16. Enhorabuena y bienvenidos a la vida a esos dos pequeñines. Como tía tu misión es ahora mimarles muchísimo y disfrutar de ellos todo lo más que puedas. Felicidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Carmen! Así es, los veo a diario y hoy, que hasta las 20.00 h no he podido ir, ya estaba con el gusanillo de darles mimos.
      ¡Besos!

      Eliminar
  17. Hola. muchísimas felicidades por estos dos bebés que llegan a tu familia, Menuda super emoción comunicas en cada una de tus palabras. Me siento identificada con ese momento de risas y llantos de alegría... disfruta de estos momentos porque son únicos e irrepetibles. Felicidades... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marta! gracias por tus palabras. La verdad es que mañana hace ya una semana que nacieron pero yo aún tengo la "resaca" de la emoción. ¡Y no paro de hablar de ello! ;-)
      Gracias de nuevo por comentar y besos

      Eliminar
  18. Respuestas
    1. ¡Muchísimas gracias Carmen, por pasarte por aquí y por tu felicitación!
      La verdad es que estoy muy "puesta" en ese papel de tía que, afortunadamente, ejerceré toda la vida ;-)
      Besos

      Eliminar
  19. ¡Enhorabuena, Chelo! ¡Qué momentazo has debido de vivir en esa sala al lado del quirófano y esperando a esos dos bombones! Desde luego te va a quedar impreso en la retina para el resto de tu vida, porque momentos como este que nos compartes son de lo mejor que te puede pasar. Y como viven en tu mismo edificio pues a disfrutarlos y verlos crecer.
    Muchos besos y un abrazote grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De esto hace un año, Estrella, y la verdad es que sí lo fue. Aún lo tengo (y tendré siempre) grabado en la memoria, fue de lo mejorcito que me ha pasado en los últimos tiempos.
      Es curioso que están grandes, pero yo no los noto crecer al verlos todos los días ;-)
      Un beso enorme y muchas gracias por comentarme este post, que para mí es de los más especiales.

      Eliminar

♥Tu opinión es muy importante para mí♥